Paseando por Edimburgo se distinguen, de vez en cuando, pasajes estrechos y empedrados repletos de hileras de pintorescas casitas con puertas de colores. Son los mews, callejuelas típicamente inglesas que durante los siglos XVII y XVIII se construyeron en la parte trasera de grandes casas adosadas para reunir los establos y caballerizas de las familias acaudaladas.

Mientras que los establos y pajares ocupaban los pisos inferiores, la planta superior de los mews servía de alojamiento para los sirvientes y trabajadores. A menudo se alzaban a ambos lados de una misma callejuela, desembocando, en su parte delantera, en dos calles distintas, y alejando el ruido y los malos olores de las casas principales.

Stockbridge20

Los mews de Edimburgo

Aunque se originaron en Londres, existen mews en lugares tan sorprendentes como Greenwich Village, en el corazón de Nueva York. En Edimburgo, la gran mayoría se encuentra en el barrio de Stockbridge, antaño un pueblecito rural que no se anexionó a la ciudad hasta el siglo XIX. Cuando dejaron de cumplir con su función original, algunos mews se demolieron, pero muchos se reformaron y reconvirtieron en residencias modernas de aire rústico y elegante.

Aunque se trata de viviendas pequeñas, habitualmente de una sola habitación, la mayoría conserva la característica estructura original, un factor que, sumado a la ubicación, en pasajes tranquilos de uno de los barrios más bonitos de la ciudad, las convierte en inmuebles selectos por los que se pagan precios muy elevados.

Belford Mews, Circus Lane, Carlton Terrace Mews, Jamaica Mews, Royal Terrace Mews… fíjate en ellos la próxima vez que pasees por Edimburgo, ¡son inconfundibles!

Circus Lane calle mas bonita Edimburgo Stockbridge

Circus Lane Edimburgo Stockbridge